La nave de la Comunicacion

Deporte y Literatura Juegos Olímpicos

Los Juegos Olímpicos de la lectura

(Por Ariel Scher (*)) James Brendan Bennet Connolly sabía ponerle furia a las plantas de sus pies y se animaba a ser cómplice del aire. Por eso volaba.